Vercrisa llevaba pululando perdida entre mis cientos de contactos de facebook durante bastante tiempo, la había agregado tras verla en unas fotos de mi amigo Rodrigo Uquillas porque me habían llamado mucho la atención sus tatuajes. Aun así, transcurrió bastante tiempo antes de que coincidiésemos y nos pusiésemos a hablar…

Recuerdo que fue un día cerca de las 3 de la mañana, cuando tuvimos nuestros primeros contactos, empezamos a hablar por el maravilloso chat de facebook y comenzamos una buenísima amistad que nos llevaría en muy poco tiempo a ponernos a trabajar juntos. Todo surgió un poco por las ganas que Vercrisa tenía de hacer unas fotos chulas con su padre, un rockero muy importante dentro de la historia de la música más dura del panorama nacional.

Pero antes de hacer eso, había que conocerse, hacer algo juntos y algo que llamase bastante la atención, así que empezamos a pensar en una serie de fotos, alguna de ellas bastante bizarras y que todavía no han visto la luz, pero que lo harán. Quedamos una tarde de domingo en el Flash In Studio, y mi adoradísima Vercrisa, se presentó más que preparada para darlo todo con tres maquillajes que se había currado para la ocasión. Si os habéis leído su post anterior, Vercrisa es una auténtica especialista / profesional del maquillaje y la caracterización, con lo que trabajar con ella es una auténtica suerte.

La foto de la que hoy os hablo en DEADLYWOOD corresponde al primero de los tres estilismos de aquella tarde, para el cual se transformo a Vercrisa en una auténtica marioneta de porcelana, con sus correspondientes cuerdas en los brazos y piernas y  todo. La serie en sí es una de las más espectaculares que he preparado, porque el estilismo, el maquillaje, la ambientación… todo resultaba tan sumamente estético que creo que las fotos quedaron muy bien. Precisamente, no quise que ninguna de esa “espectacularidad” restase el más mínimo protagonismo a Vercrisa, su aspecto y su expresión… por eso mismo decidí que el retrato a incluir en DEADLYWOOD fuese éste, un primer plano que define muy bien lo que es mi lindísima Vercrisa en todos los aspectos: una muñeca de porcelana preciosa… y muchas veces de aspecto triste y melancólico.

A nivel anecdótico, realmente no hay mucho que contar ya que este set  y esta sesión se llevaron a cabo sin demasiadas incidencias por no decir sin ninguna. Tal vez destacaría que las fotos de ese set bizarro que os tengo que enseñar fueron hechas a toda prisa, yo creo que en 10 ó 15 minutos porque me tenía que ir corriendo al aeropuerto para coger el avión… pero eso ya es otra historia que no viene a cuento.

Lo que sí me gustaría contar es que de este encuentro nació una súper amistad, congeniamos súper bien y entre nosotros surgió una gran complicidad que en menos de dos meses me llevaría a pasar unos días invitado a su casa para hacer todo tipo de maldades, tanto fotográficas, como de comer chucherías y ver Bob Esponja juntos!!!!

En el aspecto del procesado, hoy sí que hay una ligera diferencia entre la foto que salió de la cámara y la versión final. Básicamente, porque Vercrisa solo se había maquillado de blanco la cara, así que lo que hice fue ponerle el resto del cuerpo de blanco marioneta, y resaltar muchísimo una parte tan importante de ella como son sus tatuajes. Del resto nada más… máxima efectividad con el mínimo retoque, sin olvidarnos de una textura que disimulaba el suelo del estudio, aunque tampoco considero que sea algo demasiado definitivo en el resultado final.

Para terminar, una vez más, quiero agradecerle a este amor todo su cariño, paciencia y todas esas vivencias que hemos compartido. Ariadna, que así se llama esta preciosidad es una de las personas a las que más quiero y cariño le tengo de todas las que conozco, pero no solo en el plano fotográfico, sino porque es todo corazón y he tenido la ocasión de comprobarlo en muchas ocasiones.  A veces parecemos el perro y el gato, sobre todo cuando le dejo los videos más chorras del mundo en su facebook (solo para hacerla rabiar), pero en el fondo nos queremos muchísimo y nos echaríamos mucho de menos el uno sin el otro.

Es una personita a que NUNCA podría faltar en DEADLYWOOD, ni es sus dos apariciones tan espectaculares, ni como la imagen que desde ese cartel os seduce a entrar en mi mundo fotográfico.  Una vez más… un abrazo enorme lindísima, ya sabes que te quiero muuuuuuchísimo.

Muchas gracias Ari : )

Anuncios